domingo, 19 de noviembre de 2017

Cómo explicar a nuestros hijos lo que es el consentimiento elhuffingtonpost

Si algo hace que otra persona se sienta incómoda, simplemente deja de hacerlo.


THANASIS ZOVOILIS VIA GETTY IMAGES
Acoso sexual. Parece que últimamente no pasa un día sin que salga a la luz otra lamentable historia de hombres incapaces de comportarse como es debido.
A raíz de esto, la empresa global YouGov publicó hace poco un estudio realizado para entender mejor lo que la gente entiende por "acoso sexual" y, a juzgar por los resultados, las mujeres jóvenes lo tienen más claro que las de edad avanzada, algo que no me sorprendió, la verdad. Actualmente vivimos en un mundo mucho más conectado que antes y hay más plataformas para que las mujeres podamos hablar abiertamente sobre el acoso sexual y darnos cuenta de que los silbidos o los comentarios sobre nuestras tetas no nos resultan halagadores. Las mujeres de edades más avanzadas indicaron en el estudio que no les molesta tanto que les silben y que comenten su aspecto, en comparación con lo que indicaron las mujeres más jóvenes.
Independientemente de cómo describa una generación de mujeres lo que es el acoso sexual, eso es lo que se debe aceptar. Del mismo modo que a mí, como mujer blanca, no me corresponde decidir qué es el racismo, a los hombres no les corresponde decidir qué es acoso y qué no. Las cosas como son: los hombres son los responsables de la mayoría de los casos de acoso sexual y, por tanto, los argumentos de "era solo una broma de vestuario" o "estábamos borrachos" no cuelan. Si algo hace que otra persona se sienta incómoda, simplemente deja de hacerlo.
Somos conscientes de que, si nos pegáis, caeremos. Somos conscientes de que, si decidierais matarnos, no habría mucho que pudiéramos hacer para evitarlo.Caitlin Moran
Caitlin Moran lo dejó mucho más claro que yo (evidentemente) en un artículo de 2015 titulado What Men Need To Know About Women (Lo que tienen que saber los hombres sobre las mujeres). Escribió: "Estamos asustadas. Asustadas de lo que nos podéis hacer. Intentad imaginaros por un momento que vivís en un planeta en el que la mitad de la gente es, simplemente... más grande que tú. Somos más pequeñas, más suaves y no corremos tan rápido como los hombres. Somos conscientes de que podéis agarrarnos y que nos costaría soltarnos. Somos conscientes de que, si nos pegáis, caeremos. Somos conscientes de que, si decidierais matarnos, no habría mucho que pudiéramos hacer para evitarlo".
Tengo dos hijos, chica y chico. Son aún muy pequeños, pero ya hemos emprendido la misión de tratar que sean seres humanos decentes. No me preocupa tanto mi hija: sé cómo criar a una chica fuerte porque yo misma lo soy. Al escribir esa frase me he dado cuenta de que quizás no tenga que preocuparme más de la cuenta por mi hijo, ya que su padre es un hombre amable y feminista, y él también tiene las ideas claras sobre cómo tiene que ser nuestro hijo. Pero claro que me preocupo, me preocupo por ambos porque es una responsabilidad enorme guiar a otra persona por la vida.
¿Qué estamos haciendo entonces para que nuestros hijos no lleguen siquiera a acercarse a un punto en el que alguien les tenga que decir que su comportamiento está a un paso de ser acoso sexual? Desde el primer día les hemos inculcado los mantras de "no es no" y "mi cuerpo, mis normas". Nuestra hija de tres años nos dice bastantes veces que no quiere beso de buenas noches. Lo fácil sería ignorar su decisión y besar esos encantadores mofletes, pero si lo hiciéramos, ¿qué mensaje le estaríamos dando? Que, aunque diga que no, nuestros deseos de besarla son más importantes que sus deseos de que no la besen, y eso sí que no. Cada vez que me lo dice, me quedo sin beso y salgo de su dormitorio.
Nuestro hijo de cinco años es un niño muy cariñoso y muchas veces tiene ganas de abrazar o darle un beso a su hermana. A él también le dejamos las cosas claras, así que tiene que atenerse a sus deseos y, si su hermana no quiere que la abracen, tiene que parar de inmediato. También les hemos dicho a nuestros amigos y familiares que, si nuestros hijos no quieren besos ni abrazos, lo respeten. Les explicamos el porqué y, hasta ahora, nadie nos ha dicho que no esté de acuerdo. Del mismo modo, cuando conocemos a otros niños, siempre les pido permiso antes de darles un beso y, si dicen que no, lo respeto.
Si mis hijos no maman ahora que son pequeños estos preceptos básicos, si no los asimilan como parte de su forma de ser, podrían acabar convirtiéndose en acosadores o en víctimas de acoso. Claro, es imposible imaginar que mi pequeño de cinco años le vaya a hacer fotos por debajo de la falda a una chica, pero de él espero que llegue a ser más que un hombre que simplemente es capaz de evitar actuar así. Quiero que mi hijo sea consciente de que su tamaño (va a ser muy alto y fuerte) y sus acciones podrán resultar intimidantes a las mujeres. Necesito que se convierta en la clase de hombre que sabe que no es normal seguir a una mujer por la calle de noche. Necesito que sepa que no debe contar chistes sexistas ni decir nada sobre la apariencia de otra persona que le pueda denigrar y que, si una mujer (u hombre) le pide que pare, debe parar, sin pensárselo dos veces.
Si mis hijos no maman ahora que son pequeños estos preceptos básicos, si no los asimilan como parte de su forma de ser, podrían acabar convirtiéndose en acosadores o en víctimas de acoso.
Estamos constantemente tratando de moldear el comportamiento que queremos que desarrollen nuestros hijos. Queremos que sean el tipo de personas que denuncian una mala acción cuando la ven. Queremos que comprendan que guardar silencio ante las pésimas decisiones de otra persona te convierte en cómplice. Si presenciamos racismo o acoso, estamos obligados a alzar la voz. El otro día tuve que reprender a una mujer blanca que estaba haciendo comentarios racistas. No había otra alternativa. Estaba siendo racista y yo les estoy enseñando a mis hijos que hay que denunciar este tipo de comportamientos para intentar que este mundo sea un lugar mejor.
Seamos claros: mis hijos aún son muy pequeños. Solo podemos enseñarles hasta determinado punto a estas alturas, pero conforme se vayan haciendo mayores, seguiremos asegurándonos de que nuestras enseñanzas vayan acorde con su edad. Quería escribir una lista con las cosas que quiero enseñarles cuando crezcan, pero no puedo hacerlo. No puedo deciros cosas que aún no sé hacer. Lo que sí que sé es que vivimos en una época en la que tenemos la oportunidad real de erradicar este problema de la supremacía masculina. Enseñar a nuestros hijos la importancia del consentimiento es lo mínimo que podemos hacer.

Salen a la luz tesoros de la tumba de Tutankamón encontrados por Howard Carter en 1922 elhuffingtonpost

Después de haber quedado abandonados por el descubridor de la tumba, los objetos han sido restaurados y se muestran en el Museo Egipcio de El Cairo

REUTERS
Zahi Hawass, el célebre egiptólogo (en el centro), en la tumba de Tutankamón

Investigadores de un proyecto germano-egipcio han examinado por primera vez las piezas de oro repujado del tesoro de la tumba del faraón Tutankamón, revelando la influencia de la antigua Siria.
Los objetos provienen del famoso hallazgo realizado por el arqueólogo inglés Howard Carter en 1922. Hasta ahora, habían sido almacenados en el Museo Egipcio de El Cairo. Se pueden ver en una exposición especial en el museo que comenzó este 15 de noviembre.
A través de minuciosas horas en el laboratorio, los científicos restauraron los objetos en el Museo Egipcio. También hicieron dibujos de los artículos e hicieron una investigación exhaustiva sobre ellos.
Un equipo de conservadores, egiptólogos y especialistas en arqueología del Cercano Oriente encontraron estos objetos de oro repujado en la misma caja en la que el equipo de Carter las colocó inmediatamente después de su descubrimiento. En ese momento, los artefactos fueron fotografiados y embalados, sin restaurar, y nunca más fueron eliminados hasta este proyecto.
Durante años de trabajo detallado, los conservadores Christian Eckmann y Katja Broschat del Römisch-Germanischen Zentralmuseum Mainz volvieron a ensamblar los fragmentos para producir 100 aplicaciones casi completas de oro repujado. Sospechan que los elementos son accesorios decorativos para cajas de arco, carcaj y bridas.
Los arqueólogos de IANES de Tübinga examinaron las imágenes en las aplicaciones de oro repujadas y las categorizaron desde una perspectiva histórica del arte. En su disertación, la candidata al doctorado Julia Bertsch logró distinguir los motivos egipcios en los objetos de oro repujado de los que podrían adscribirse a un canon de motivos "internacional" de Próximo Oriente.
Entre ellas se encuentran imágenes de animales de combate y cabras en el árbol de la vida que son ajenas al arte egipcio y deben haber llegado a Egipto desde el Levante. "Es de suponer que estos motivos, que una vez se desarrollaron en Mesopotamia, se dirigieron a la región mediterránea y a Egipto a través de Siria", explica en un comunicado. Esto demuestra una vez más el gran papel que desempeñó la antigua Siria en la difusión de la cultura durante la Edad del Bronce".
Curiosamente, agrega, se encontraron aplicaciones de oro repujadas similares con imágenes temáticamente comparables en una tumba en la ciudad real siria de Qatna. Allí, un equipo de arqueólogos descubrió la tumba prístina de un rey en 2002. Se remonta a la época de alrededor de 1340 aC, por lo que es un poco más antigua que la tumba de Tutankamón en Egipto.
El arqueólogo Peter Pfälzner, de la Universidad de Tubinga, y que ha participado en ambos estudios, dice: "Este aspecto notable proporcionó el ímpetu para nuestro proyecto sobre los hallazgos egipcios". "Ahora -dice Pfälzner- tenemos que resolver el enigma de cómo los motivos extranjeros en las aplicaciones de oro repujado llegaron a ser adoptados en Egipto.
El profesor dice que aquí, los análisis químicos han sido esclarecedores. Los resultados mostraron que el relieve las aplicaciones de oro con motivos egipcios y las otras con motivos extranjeros estaban hechas de oro de diferentes composiciones ", dice."Eso no significa necesariamente que las piezas fueron importadas. Puede ser que varios talleres locales fueron los responsables de producir objetos en varios estilos, y que uno usó modelos del Cercano Oriente ".

Serbales y mostajos granadahoy.com

  • En Sierra Nevada hay presentes cinco especies del género Sorbus, dos de ellas catalogadas como 'en peligro de extinción'
  • Su madera fue muy estimada en ebanistería
Serbales y mostajos
Las especies del género Sorbus, en el que se incluyen los mostajos y serbales, pertenecen a la gran familia de las Rosáceas y dentro de esta a la subfamilia Maloideae, que agrupa a los manzanos y perales.
Los Sorbus, son árboles -de entre 10 y 20 metros de altura- o arbustos, de hoja caduca y carentes de espinas. Las hojas son simples o compuestas imparipinnadas (el número de foliolos es impar, con un foliolo terminal al final del nervio medio de la hoja). La inflorescencia es de tipo corimbiforme (abierta, racimosa en la que el eje es corto y los pedicelos de las flores son largos y salen a diferentes alturas). Las flores son pentámeras de olor nada atractivo con pétalos blancos. Estambres numerosos (entre 15 y 25). Ovario ínfero o semi-ínfero con 2-5 carpelos; estilos terminales, soldados en la base. Fruto en pomo, con varias semillas en su interior, dispersado por aves.
Los miembros de este género son endémicos de regiones frías y templadas, del hemisferio norte, con una gran cantidad de especies diversas, muchas de ellas híbridas. . En España se encuentra especialmente en bosques de las sierras de la mitad norte, hasta los 2.000 metros; resisten bajas temperaturas, y se pueden encontrar en bosques de hayedos, robledales y abetales. Prefieren los suelos ácidos sobre sustratos silíceos sueltos y frescos. Viven tanto a pleno sol como bajo la semisombra de otros árboles.
Algunas especies se han empleado como ornamentales debido a la vistosidad de sus hojas y frutos. La madera es muy estimada en ebanistería y para la fabricación de utensilios domésticos.

Especies presentes en Sierra Nevada

En Sierra Nevada se encuentran presentes cinco especies del género Sorbus: S. aria, S. domestica, S. hybrida, S. intermedia y S. torminalisSorbus aucuparia (el conocido como 'serbal de cazadores' que crece en una variedad de hábitats a lo largo del norte de Europa y en la mitad septentrional de la Península), fue citado en Sierra Nevada por diversos autores en el siglo pasado pero no se ha podido confirmar su presencia y las citas se consideran en la actualidad errores en la determinación y localización de la especie o confusiones con Sorbus domestica).

El mostajo común o serbal blanco (Sorbus aria) es un árbol de 7 a 14 metros de altura de corteza lisa y de color blanquecino. Hojas ovales simples de borde dentado, con el envés blanco, lo que da al árbol un aspecto plateado. Los frutos son pomos de forma globosa ovoide, de color rojo y de pulpa poco sabrosa, de aspecto harinoso. La madera es muy dura, de color blanco a pardo rojizo. Se encuentra en robledales, hayedos, abedulares y carrascales que reciban más de 500 mm de lluvia. Se adapta muy bien en zonas con inviernos fríos.
Está presente tanto en el suroeste de Europa como en el Norte de África y Canarias. En Andalucía, se encuentra muy disperso, casi siempre individuos aislados o en pequeños rodales en los sistemas montañosos. En Sierra Nevada lo podemos encontrar entre los 1.200 y 2.000 metros de altitud, en barrancos y lugares umbrosos con orientación norte, acompañando a robles, arces, quejigos y arbustos espinosos como endrinos, majuelos, rosales silvestres… La mejor masa de esta especie se encuentra en la Dehesa del Camarate.
El serbal común, (Sorbus domestica), es el único del grupo que posee un fruto comestible llamado serba. El árbol suele medir unos 12 metros de altura de media, aunque puede llegar hasta los 20 metros de manera excepcional. La copa es frondosa, tiene ramificación regular y forma alargada-redondeada. Florece durante la primavera y sus frutos, los más grandes del género y en forma de pera, se recogen a finales de verano, y deben ingerirse 'sobremadurados'. Antiguamente se utilizaban para hacer mermelada y algunas bebidas alcohólicas fermentadas. Especie escasa en Andalucía con distribución restringida a las sierras prebéticas y penibéticas.

El serbal silvestre, Sorbus torminalis, tiene también una amplia distribución por el oeste, centro y sur de Europa, norte de África y oeste de Asia. En Andalucía está restringido a Sierra Morena, la Sierra de Segura y Sierra Nevada. Su ecología es la misma que la de Sorbus aria. Puede lograr la altura de 25 metros, y se caracteriza porque sus frutos en pomo, como todos los del género, son de color pardo-marrón (a diferencia de los de las otras especies de Sorbus que son rojos). Tienen propiedades astringentes de ahí su uso contra la disentería de lo que deriva el apellido (tormina=disentería).

Dos especies en peligro de extinción

En Sierra Nevada hay presentes también otros dos taxones cuyo origen es híbrido entre el mostajo y el serbal de cazadores: Sorbus hybrida S. intermedia. Las hojas de ambos, muestran caracteres intermedios entre las de las especies parentales. Las del S. hybrida por lo general tienen uno o dos pares de folíolos en la base y lóbulos progresivamente menos marcados hacia el ápice. Las del S. intermedia son simples, claramente más alargadas que las de S. aria y con varios pares de lóbulos profundamente marcados. Se parecen a las de esta última especie en el tomento del envés, lo que en ocasiones induce a confusión.
Sorbus hybrida tiene sólo dos poblaciones en Sierra Nevada localizadas en el Valle del San Juan y en el Guarnón y algunos pies aislados más en la Loma de Maitena. De Sorbus intermedia también se conocen dos exiguas poblaciones, una descubierta recientemente en el barranco de Valdeinfierno, y la que se conocía históricamente en la Haza del Sordo. Son las únicas referencias de esta especie en toda la región andaluza, por lo que constituyen además las localidades más meridionales de la Península Ibérica.
En ambos casos, los ejemplares se localizan en el tránsito entre los pisos bioclimáticos supramediterráneo y oromediterráneo, 'en el límite del árbol' en la zona centro occidental de Sierra Nevada. Se desarrollan en roquedos abruptos casi inaccesibles, con orientación norte, próximos a corrientes de agua permanentes, sobre sustrato silíceo (micaesquistos).

El riesgo de extinción es muy alto dado el escaso número de ejemplares, el aislamiento genético con respecto a las poblaciones del norte y centro peninsular, su reducida área de distribución y la escasez de áreas potenciales para su colonización a salvo de los herbívoros, para los que resultan especialmente 'atractivas y palatables'. Por estas razones el estatus de amenaza para Andalucía es de 'en peligro crítico de extinción' (CR).
Además de las medidas de conservación ex situ, (banco de germoplasma, ensayos de germinación, propagación en viveros, colecciones en jardines botánicos), que se realizan para las especies amenazadas por parte de la Consejería de Medio Ambiente, se han realizado refuerzos de poblaciones y ensayos de plantaciones en otras localidades de su área potencial de distribución en el parque nacional.

Africanización granadahoy.com

ENFOQUE DE DOMINGO | DOÑANA, EL PARAÍSO PERDIDO

  • El clima y la sed industrial consumen el humedal, degradan la biodiversidad y exponen a la marisma al riesgo de salinización
  • La introducción del cangrejo en la marisma y de eucaliptos y agricultura en regadío en el monte han acelerado el deterioro de los ecosistemas
  • Científicos del CSIC calculan que el reajuste está afectando al 66 por ciento de las especies. Ecologistas dicen que Doñana "se ha perdido para siempre"
Imagen de la frontera del Parque de Doñana con el mar de plásticos al fondo.
Hubo un periodo muy posterior a la fabulosa Atlántida buscada por National Geographic Channel que el frío y la lluvia congelaban el Ebro e invadían de agua dulce decenas de miles de hectáreas de lagunas en las planicies de la gran desembocadura del Guadalquivir. En la actualidad, son unas cientos las hectáreas encharcadas cuando se satura el acuífero 27, el área de encuentro de cientos de pájaros migrantes y residentes catalogados en el humedal más grande de Europa, Doñana, Reserva de la Biosfera y Patrimonio de la Humanidad. La desaparición del 90 por ciento de la superficie húmeda es un fenómeno preocupante que la ciencia y el activismo ecologista endosan a la pérdida continuada de precipitaciones, el aumento de la temperatura global y a la actividad industrial en los últimos cien años. 
Como consecuencia los hábitats protegidos del humedal (parque nacional: 54 mil hectáreas) y de la corona boscosa (parque natural: 53 mil hectáreas) son más áridos que en 1969, año de la fundación, y han desplazado a viejos inquilinos como el milano real, la cerceta pardilla, la malvasía cabeciblanca o el lirón careto hacia latitudes norteñas para acoger animales exóticos, carroñeros y depredadores como el ibis morito, la cigüeña blanca, el águila calzada o el búho real. 
La gestora del parque ha explicado a este periódico que la tendencia a la “africanización” de los ecosistemas es un hecho biológico que está convirtiendo la marisma en la sombra de lo que era: “Más bonita o más fea, según la generación que la recuerde“, argumenta Miguel Delibes, profesor de Biología del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y director de la Estación Biológica de Doñana (1988-1996), quien reconoce que la escasez de agua es “el problema más difícil de resolver con diferencia, por ser una fuente de riqueza para toda la biodiversidad, incluida la población humana”. 
Tres plagas de especies raras introducidas por nosotros en el siglo XX protagonizan los momentos claves del deterioro de Doñana: eucalipto, cangrejo y fresas bajo plástico.

1940

Nombre: eucalipto australiano
Consumo de agua por hectárea (1.400 ejemplares): 42.000 litros diarios
Poblaciones masivas de pino carrasco y eucalipto comenzaron en esta década a pinchar las raíces en las venas del acuífero como bombas de extracción del agua del subsuelo para permitir el desarrollo de la industria en la población doñanera, vinculada a la economía de la subsistencia, a los usos tradicionales que permitía la limitada explotación del carbón, miel y piñones. Los proyectos desarrollistas que habían drenado el río aguas arriba para arrozales y campos de algodón en Lebrija, Las Cabezas de San Juan, Dos Hermanas o el gaditano Trebujena pretendían secar el coto y el corazón de la marisma. Casi lo consiguen.
Los conservacionistas consideraron que las intervenciones agrícolas y boscosas afectarían negativamente al nivel freático, como han demostrado los datos del agua, así como a la calidad del ecosistema, y se opusieron con fervor. Luc Hoffman, un naturalista suizo multimillonario que conoció Doñana por su amistad con el bodeguero jerezano Mauricio González Gordon, reconocido observador de aves, se encaró a Franco y al furor por extinguir humedales con la ayuda del eucalipto. Compró seis mil hectáreas de marisma y movilizó a la comunidad ecologista internacional para proteger los intereses de los pájaros migrantes hasta que el jefe del Estado aceptó las tierras a cambio de aislarlas como parque nacional. Y por eso a Hoffman se le recuerda como uno de los padres de Doñana. Desde el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, en siglas en inglés) -organismo que fundó en España el empresario suizo en 1963- sostienen que “la continua transformación del humedal en agricultura y la reforestación errónea con eucalipto y pino tuvieron un impacto muy profundo en la marisma. Fueron dos golpes mortales que han acelerado el descenso del nivel de agua subterránea”, en palabras de Felipe Fuentelsaz, el actual coordinador.
Los árboles exóticos siguen robando el agua desde el entorno del parque nacional, a pesar de los esfuerzos económicos que la administración regional ha invertido en los últimos años para detenerlos: 2,6 millones de euros en el área del humedal y 9 millones posteriores para el arranque en el parque natural. Alrededor del perímetro del eucalipto apenas crece nada; el suelo es ácido e impide la convivencia con los habitantes desahuciados de la dehesa autóctona: alcornoque, encina y matorral, más ahorradores de energía. 
Avistadores de pájaros y conservacionistas del espacio natural aseguran que águilas imperiales nidifican en el ático de los eucaliptos más próximos a la marisma. Sin embargo, la pérdida de embalses unido al calentamiento atmosférico (0,7 grados cada diez años, según WWF) han conseguido que especies coloniales de ánsares dejen de volar al coto durante los inviernos. Incluso, amenazarlas de muerte. Es el caso de la malvasía cabeciblanca o la cerceta pardilla, una de las aves más sensibles a los efectos del cambio climático: "Era el pato más abundante en la marisma de los años setenta y ahora está en peligro crítico de desaparecer en todo el mundo. Apenas quedan cincuenta parejas en Doñana. No solo llegan menos individuos; lo hacen más tarde y han reducido la estancia temporal a pocos días porque en los humedales de Centroeuropa ya no hace tanto frío", explica el subdirector de la Estación Biológica, Jordi Figuerola. 

1974

Nombre: cangrejo de Lousiana (Estados Unidos)
Alimentación: carroña y plantas hidrófilas
La introducción experimental de los primeros kilos de cangrejos en una finca de Isla Mayor (Sevilla) en los años setenta ha acabado transformándose en un motor económico que factura 20 millones de euros anuales y genera 180 mil jornales, lo que ha convertido a la comarca -dice el sector- en la tercera productora mundial. También en una plaga invasora que el Tribunal Supremo intenta frenar desde 2016 prohibiendo la comercialización del crustáceo en una sentencia que para los defensores de la naturaleza llega tarde porque el estuario del río Guadalquivir está KO: “El 95 por ciento de los peces capturados son especímenes como el cangrejo que han acabado con peces autóctonos como la boga y la saboga y desplazado aves acuáticas de la marisma”, informa Fuentelsaz. 
El cangrejo rojo puede llegar a medir cuatro centímetros de ancho y está especializado en comer todo tipo de alimentos: restos de peces, parientes muertos y la flora que nace en el mundo subacuático. El familiar americano de la gamba de Huelva celebra pinzas arriba el confort de las arenas de la barra del Guadalquivir pero su conducta estresa a la marisma y a sus responsables. Es el intruso que “más ha influido en los equilibrios naturales”. “Ha acabado con plantas hidrófilas que alimentan a aves más pequeñitas que apenas se ven en la marisma para atraer a otras especializadas en la dieta del cangrejo, menos comunes en el humedal de antes”, expone Delibes. 
Estudios científicos recientes de la Estación Biológica sobre la evolución de las aves han concluido que poblaciones de zancudas migratorias como la espátula o la garza se conservan en el entorno de Doñana, en parte, por la influencia de los arrozales, considerados por los ecólogos marismas secundarias. Las especies que se han adaptado a los cambios ambientales de las últimas décadas representan un tercio del catálogo animal del acuífero 27 y uno de los individuos que mejor lo ha hecho es la cigüeña blanca, que ha dejado de buscar otros territorios gracias al clima y la contaminación humana: "Calculamos que dos tercios de las especies se han visto perjudicadas por la tendencia seca y la actividad industrial. En cambio, aves como la cigüeña blanca salen reforzadas, aprovechan el alimento de los vertederos, como la gaviota, y consiguen aumentar en número de ejemplares. Son las que mejor se han adaptado", argumenta Figuerola, que apunta que la cigüeña negra dejó de planear sobre el Guadalquivir para fijar su territorio en latitudes germanas y holandesas.
Para los ecologistas de WWF, el deterioro de la biodiversidad responde a un doble hecho elemental: la pérdida de superficie húmeda y de alimento en las últimas décadas: "El humedal es un cincuenta por ciento más pequeño que en los años sesenta y ha eliminado el setenta por ciento del pasto. Es el síntoma que indica que la marisma natural de Doñana se ha perdido para siempre".

1977. Las bayas

Superficie cultivada: 11 mil hectáreas de fresa y arándano
Consumo anual: 20 hectómetros cúbicos de agua (1 hm3= 1.000.000 m3)
Las arterias que abastecen el corazón de la marisma son tres: los ríos Guadiamar y Guadalquivir y el arroyo de la Rocina. El Guadiamar discurre prácticamente vacío al destino natural porque el poco flujo se extrae para el riego de la actividad minera a la altura de Aznalcóllar. El Guadalquivir, según el Fondo Mundial para la Naturaleza, arrastra un déficit de agua de más de 500 hectómetros cúbicos en su tramo final, así que el modesto arroyo de la Rocina, conservador de agua todo el año, es el principal proveedor del humedal. 
En la desembocadura, en el Charco de la Boca, a escasos metros de la ermita de la Virgen del Rocío, el lecho agrietado está visible y dos renacuajos han encontrado el último cenagal en el que respirar a finales de octubre. Envases de velones que devotos encendieron a la Blanca Paloma yacen resecos y un grupo de seis yeguas marismeñas faltas de carne se apartan las moscas bajo la sombra de la carretera a Matalascañas. Ahí las pasadas de turismos a ochenta por hora son constantes. ¿Dónde está el agua? Fuentelsaz lo sabe: "La poca que hay la está robando el cultivo de la fresa antes de llegar a la marisma, arroyo arriba". Y tiene identificados 800 puntos de extracción ilegales, entre balsas y pozos artesianos que penetran hasta los 500 metros de profundidad: "La zona forestal en la cabecera del arroyo de la Rocina, en el arroyo de la Cañada, Matalagrana y su entorno, paraje de la Laguna de las Madres y la zona de los Hatos, donde la bajada de los niveles freáticos sigue provocando un impacto directo en la descarga de aguas en la marisma". 
El cultivo de las bayas empezó a dar sus frutos a partir de los años setenta con la aprobación del Plan Almonte Marisma para la zona limítrofe de Doñana, que consistió en convertir en regadío 11 mil hectáreas de secano -ambiente compatible con cierta fauna- gracias a los recursos naturales del subsuelo. "Decían que había agua de sobra", añade WWF. Los invernaderos de plástico se desplegaron sin control en el cinturón del humedal y para controlarlos se creó en 2014 el Plan Corona Forestal de Doñana. Pero siguen descontrolados. El director, Juan José Chans, reconoce el problema que rodea Doñana y advierte que el cultivo de la fresa "se tiene que adaptar como hizo el arroz en el periodo seco de los años noventa, estableciendo ciclos de rotación en función del clima y los indicadores de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir e incluso limitando las extracciones anuales al estatus del acuífero 27". La CHG, dependiente del Gobierno de España, lo ha puesto en alerta por sequía.
AFRICANIZACIÓN
Los acuerdos entre administraciones y productores avanzan a trompicones. Después de más de tres décadas el sector fresero, que emplea a cuatro mil personas, sabe que orden y control significan sacrificios. "La mayoría de los cultivos son legales y los que están fuera de la ley, sean doscientos, quinientos u ochocientos, tendrán que cerrar, pero son competencias que debe asumir la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir", apunta Chans, que asegura que el cultivo del fruto rojo está "garantizado". La aplicación del Plan Hidrológico, publicado por real decreto en 2016, así lo recoge, ya que incluye un trasvase anual de 20 hm3 desde los ríos Piedras, Tinto y Odiel: "Es el consumo anual estimado de las bayas, agua que va a dejar de extraerse de la marisma y de las corrientes que llegan a ella".
El Odiel es un río que nace sano y dulce en la sierra de Aracena (Huelva) y muere tóxico en el océano, según estudios doctorales de La Rábida, la universidad onubense. A su paso por la faja pirítica, el caudal incorpora aguas ácidas drenadas por las lluvias caídas sobre balsas mineras abandonadas para llegar al estuario en ph 3. De él y del Piedras se han extraído 4,9 hm3 de agua y los 15 restantes llegarán a lo largo de 2018, "cuando se hayan ejecutado las obras para las instalaciones necesarias", avanzan desde el Plan Corona Forestal.
El Gobierno de España compró la finca Los Mimbrales por 35 millones de euros "para paliar la sobrexplotación de los acuíferos que abastecen de agua la marisma", dijo en 2015 la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría. El cortijo, situado en la zona sur de la corona forestal, a las puertas del parque nacional, tiene una superficie de mil hectáreas regables y licencia para consumir 8 hm3 de agua dulce que ya no se extraen de las balsas subterráneas. Ahora el desafío es recuperar la superficie de humedal perdido y mantener la salida de agua dulce en niveles superiores a la entrada de agua oceánica. Frenar el final de la marisma de Doñana. O de Atlántida. "La sal no le gusta a ninguna especie de la marisma", recuerda el profesor Miguel Delibes.

El Gobierno indica al PSOE que en Albuñol se actuará “con gran celeridad” para preparar las playas para verano GD

El subdelegado del Gobierno en Granada ha recordado que el compromiso es "total" y que "se han realizado inversiones muy significativas en la costa, como los 726.000 euros destinados a paliar los daños del temporal"


Albuñol | Archivo G

El subdelegado del Gobierno en Granada, Francisco Fuentes, ha considerado “inaudito” que el PSOE critique la actuación del Ejecutivo central en la zona de Albuñol, en la costa de la provincia, “cuando este año se ha actuado con gran celeridad para que sus playas estuvieran listas para el verano, y así seguirá siendo de cara a la época estival de 2018”.
En una nota de prensa, Fuentes ha recordado este viernes que el compromiso del Gobierno de España con el litoral granadino es “total” y que se refleja en la redacción y puesta en marcha de la denominada estrategia de actuación en la costa de Granada, presentada el pasado mes de junio, y en la que se contempla una inversión global de algo más 21 millones de euros “para solucionar los principales problemas que presenta nuestro litoral”.
Fuentes ha destacado que, durante el presente año, se han realizado inversiones “muy significativas en la costa, como los 726.000 euros destinados a paliar los daños del temporal o los 90.000 euros que se utilizaron para la puesta a punto de las playas para el verano”.
Con respecto de las playas de El Pozuelo y La Rábita, el subdelegado ha señalado que dentro de la estrategia de actuación de la costa de Granada, se contempla una inversión global de 1,2 millones de euros. De esta cantidad, 540.000 euros se destinarán a la construcción de dos espigones en El Pozuelo, y 686.500 son para vertidos de arena y construcción de otro espigón, continuación del ya existente, en La Rábita.
Además, Francisco Fuentes ha señalado que algunas de estas actuaciones están consideradas “prioritarias” y, por lo tanto, se acometerán en poco tiempo. Por todo ello, el subdelegado del Gobierno ha pedido al PSOE “que no haga críticas estériles, cree polémicas inexistentes, y contribuya a trabajar para que el litoral granadino sea cada vez más competitivo”.

sábado, 18 de noviembre de 2017

Hay buenas razones por las que deberías desterrar al móvil de tu cama elhuffingtonpost

Insomnio, incendios o envejecimiento prematuro: aquí van unos cuantos motivos para que vuelvas al despertador de toda la vida.


827PHOTOGRAPHY VIA GETTY IMAGES
Son varias las autoridades, desde médicos hasta bomberos o cirujanos estéticos, que alertan del peligro que conlleva llevarnos a la cama a nuestro amiguito, el móvil. Di adiós al teléfono en tu habitación y vuelve al despertador de toda la vida. Aquí, varias razones de peso.

1. Es el mayor enemigo del sueño

Los ingresos en los centros de salud por tratamientos de desórdenes del sueño han aumentado una media del 12% cada año desde 2008. Son datos de la Fundación Nacional del Sueño de Estados Unidos, pero extrapolables a todos los países en los que el smartphone se ha convertido en un invitado perenne en el dormitorio: el 70% de los españoles lo usa como despertador.
En España, ocho de cada diez personas no lo dejan apagado o en modo avión mientras duermen, lo que genera un estado de hipervigilancia que no permite descansar correctamente. Y todo porque su luz azul informa erróneamente a nuestro organismo de que es de día y, en lugar de producir melatonina (la hormona del sueño), aumenta los niveles de cortisol (la hormona de la vigilia... y del estrés).

2. Aumenta el riesgo de incendio, sobre todo para niños y adolescentes

Un cuerpo de bomberos estadounidense ha lanzado la voz de alarma: el 53% de los niños y adolescentes cargan el móvil o la tablet bajo la almohada, lo que impide que el calor generado se disipe. Las fotos de una cama en la que el incendio se pudo controlar a tiempo deberían ayudarnos a tomar la decisión...

3. Acelera el envejecimiento

Desde hace años, los médicos estéticos están advirtiendo que el abuso del móvil genera arrugas prematuras en el cuello y aumenta el doble mentón debido a la postura que nos obliga a adoptar, por no hablar de los efectos sobre la epidermis de esas pantallas llenas de gérmenes. Según un estudio del Departamento de Microbiología de la Universidad de Barcelona, tu móvil puede alojar hasta 600 bacterias, ¡30 veces más que las que hay en la taza del WC!

La vida es un teatro donde unos actúan y otros observan elhuffingtonpost

LOS 88 PELDAÑOS DEL ÉXITO
Si has leído los Peldaños en orden (no hay por qué hacerlo), entonces estás al final de la Escalera. A estas alturas ya habrás identificado tus Peldaños de Oro, los cuales te recomiendo que escribas en la primera página de este libro en la sección de la dedicatoria. Si los vas a regalar, serán los Peldaños de Oro que tú dediques a otra persona. Si no es así, serán los que tú te dediques a ti mismo. Te recomiendo que lo hagas.
Tanto los Peldaños que te hayan aportado cosas nuevas como, especialmente, tus Peldaños de Oro son proyectiles, balas. TUS balas. Y como todas las balas tienen un escalofriante poder cuando acaban siendo usadas e inexistente cuando no.
Identifica tres acciones muy concretas que hagan que tu vida mejore y que te acerquen al menos un paso a aquello que tú definas como el éxito, tu éxito
El valor de todo lo que Los 88 Peldaños del Éxito haya despertado en tu mente es igual a cero si no haces algo concreto con ello. Para que leer este libro haya valido la pena es necesario que gracias a él tu vida sea algo mejor de lo que hubiera sido si no lo hubieras leído. Y para ello es necesario que hagas algo.
Ha llegado el momento de la verdad.
Te pido que identifiques tres acciones muy concretas que hagan que tu vida mejore y que te acerquen al menos un paso a aquello que tú definas como el éxito, tu éxito. Pueden ser áreas de desarrollo profesional como intentar ser ascendido, mejorar tus habilidades de negociación, reestructurar tu empresa o tu departamento, optimizar más la gestión de tu tiempo y el de tu equipo, explorar nuevas líneas de negocio, o contratar a un consultor para realizar un estudio de reducción de costes; de desarrollo personal como aprender un idioma, dominar un instrumento musical, aprender a pintar, a cocinar o a escribir; incorporar hobbies a tu vida como escalada, parapente, montar a caballo o hacer buceo; aumentar tu formación cursando un máster, una nueva carrera, estudiando en el extranjero; mejorar tu currículum haciendo unas prácticas en una multinacional o una pyme, siendo becario en una filial internacional de una empresa de tu país, o una rotación a una nueva área dentro de tu compañía; hacer voluntariado en un país en vías de desarrollo o en una organización benéfica local; mejorar tus relaciones interpersonales identificando y mejorando diversas áreas de tu personalidad; emprender publicando una revista, montando una empresa, una asociación, una ONG o incluso un blog; o simplemente pequeños cambios en tu vida de diversa índole que harán que ésta mejore, como donar más dinero, ser más amable, sonreír más, vencer la pereza, ser menos egoísta, o incluso aumentar tu curiosidad para leer más, escuchar más y viajar más. Las posibilidades realmente son ilimitadas. De entre todas ellas, tan solo encuentra tres.
Para cada una de tus tres acciones define tres pasos para su consecución y marca una fecha para cada una de las acciones y cada uno de los paso
¿Y si quiero mejorar 27?
No. Solo tres. ¿Recuerdas la Teoría del Descarte?
Sobre esas tres acciones te pido tres requisitos:
— anota tus tres acciones hoy mismo: Hoy es el día que te lo pido, y hoy es el día que deberías hacerlo. Mañana es el inicio de un nuevo período que ya no tiene que ver con hoy. El poder está en el presente. Sobre hoy tienes control, sobre mañana no. No deben ser llevadas a cabo hoy (¡o sí!), pero por favor sí comprométete a al menos anotarlas hoy mismo.
— fechas y plan: en el Peldaño 14 veíamos que un objetivo solo es un objetivo si lleva una fecha y un plan. Para cada una de tus tres acciones define tres pasos para su consecución y marca una fecha para cada una de las acciones y cada uno de los pasos.
— compromiso inquebrantable: una vez hayas identificado las tres acciones que representan tus objetivos, los pasos que vas a dar para alcanzarlos y los plazos en los que lo harás, es necesario que realices tu compromiso contigo mismo y lo conviertas en irrompible. Anótalo en al menos dos lugares: en una pared o espejo que veas a diario y en una tarjeta del tamaño de una tarjeta de visita. Ella será tu brújula y te marcará tu norte. Llévala en tu bolsillo cada día y cada vez que insertes en él tu mano y te la encuentres, léela en voz alta.
De todas las reacciones posibles a la lectura de este libro, una es la de no hacer absolutamente nada. Esa es justo la única que te pido que no hagas.
#88peldaños
La vida es un teatro donde unos pocos actúan y otros observan.